Estos dos loros se han aprendido el alabare, alabare y no son capaces de parar de cantarlo. Imagino lo contento que tiene que estar el dueño y sus vecinos.


 
  3774   Código Embebido
Comentar
 
 
 
Cargando comentarios de Disqus
 
 
 
 

Etiquetas

 
Esta web utiliza cookies, puedes ver nuestra la política de cookies. Si continuas navegando estás aceptándola
Política de cookies +