La paciencia del gato tiene un límite y la hostia al loro se veía venir. Lección 1: Métete con los de tu tamaño y nunca subestimes a un gato.


 
  3774   Código Embebido
Comentar
 
 
 
Cargando comentarios de Disqus
 
 
 
 

Etiquetas

Esta web utiliza cookies, puedes ver nuestra la política de cookies. Si continuas navegando estás aceptándola
Política de cookies +