Este chico hizo un valiente salto de 52 metros de altura desde un acantilado con tan mala suerte que justo en el momento en el que su cuerpo va a tocar agua se desequilibra y cae de espaldas en lo que ha sido el peor planchazo que he visto,suena desde arriba. El chico se queda tirado hasta que una lancha va a socorrerle y le lleva al hospital. Dos horas después el joven murió.


 
  3774   Código Embebido
Comentar
 
 
 
Cargando comentarios de Disqus
 
 
 
 

Etiquetas

Esta web utiliza cookies, puedes ver nuestra la política de cookies. Si continuas navegando estás aceptándola
Política de cookies +